Friday, October 31, 2014 - 21:54

Santa Lucía: 12 horas de angustia

El desbordamiento del Río Salado se dejó sentir con fuerza en la colonia 25 de enero ubicada en la agencia municipal de Rancho Nuevo, en Santa Lucía del Camino , donde las corrientes de aguas negras del afluente invadieron viviendas y causaron zozobra entre la población que pasó la noche en las azoteas de sus casas cuidando sus pertenencias por temor a la rapiña.

Ayer, vecinos de la calle de Sauces y de al menos tres privadas aseguraron que la autoridad municipal, que encabeza el priísta Alejandro Díaz Hernández, no avisó a tiempo a los pobladores sobre el desbordamiento del afluente; la versión fue negada por el edil quien afirmó que se realizaron perifoneos para alertar a la población.

Tequio y pagar por limpiar

Los vecinos también acusaron desatención de la autoridad durante la emergencia y después de ésta, a pesar de que este miércoles comenzaron a llegar las primeras despensas por parte del DIF estatal; "pero es que ni siquiera tienen un censo, habrá gente que repita y están llegando personas que no están afectadas".

Los residentes se dieron a la tarea de limpiar sus hogares por lo que se vieron en la necesidad de contratar bombas para extraer el agua que se metió a sus viviendas y arrasó con sus pertenencias. Cada vecino, indicaron, tuvo que desembolsar 200 pesos por este servicio, "es un dinero que no tenemos, por eso nos duele gastarlo en esto".

Niños, adultos y ancianos se coordinaron y tomaron las escobas para despejar sus vialidades. El tequio comenzó desde temprano "para aprovechar que hoy nos tocó sol y eso nos va a ayudar a que todo se seque".

Temor a epidemias

La preocupación de la población es que se desate una epidemia de enfermedades gastrointestinales o dengue debido a la cantidad de agua que permanece anegada y es que las brigadas de salud, afirmaron, no han hecho presencia en la zona.

Refirieron que el cauce del río comenzó a desbordarse desde las tres de la tarde del martes "y así se siguió hasta las tres de la mañana, ni dormir pudimos".

Los vecinos también muestran preocupación por la ola delictiva que se desató. Señalaron que en plena contingencia se escuchó un número importante de detonaciones de armas de fuego, por lo que exigieron endurecer los operativos de seguridad.

  • 8 mil damnificados estimación del edil de Santa Lucía del Camino
  • 7 colonias afectadas
  • 12 horas de emergencia
  • 15 horas del lunes, inicio de la inundación; 3 de la mañana comienzan a bajar las agua
  • 4 metros de altura alcanzó la anegación en algunas zonas

Los vecinos reclaman:

  • Alimentos
  • Agua para beber y para limpiar
  • Brigadas médicas
  • Fumigaciones

¿Y los Concejales de Santa Lucía?... ni sus luces

Ante la falta de respuesta del ayuntamiento de Santa Lucía del Camino, regidores del municipio capitalino encabezaron la noche del martes un recorrido por la colonia 25 de Enero en auxilio de la población "que nos pidió que viniéramos a apoyar porque la ayuda no estaba fluyendo".

El convoy de la policía municipal fue encabezado por los regidores Margarita García García y Eduardo Castillo González quienes recorrieron por espacio de dos horas el asentamiento para invitar a las personas afectadas por el desbordamiento del río Salado a trasladarse al albergue.

La convergente y el priísta unieron esfuerzos y se trasladaron al lugar de la emergencia con personal policiaco, médico y de protección civil tras la llamada de auxilio; sin embargo, la respuesta de la ciudadanía de Santa Lucía del Camino fue escasa pues la gente prefirió quedarse en sus casas a cuidar sus pertenencias.

foto: MARIO JIMÉNEZ LEYVA

por MARIANA SAYNES BÓSQUEZ

Relacionado