Tuesday, September 30, 2014 - 18:55

Don Francisco lo perdió todo

“Los calzones”, lo único que le dejó el Río Verde

OCTAVIO VÉLEZ ASCENCIO/Jorge Ramos/Fotos: MARIO JIMÉNEZ LEYVA, Enviados

CHARCO NDUAYOO, Santiago Jamiltepec, Oax.- A Don Francisco Merino Cervantes, un pescador de esta comunidad, el desbordamiento del Río Verde literalmente lo dejó en calzones.

"Nos confiamos y ya no pudimos sacar todo", dice.

El hombre ha vuelto a su casa aún entre el agua, vistiendo solamente una trusa a rayas, después de la repentina avenida de agua que causaron las lluvias por el paso de la tormenta tropical "Manuel" por el Océano Pacífico.

"Fueron tres días de lluvia, nunca había pasado esto, ni cuando (el huracán) Paulina (en octubre de 1997)", señala

En aquella ocasión —añade—, el agua nada más "pasó lamiendo aquella calle, pero ahora si nos llegó hasta acá" e inundó su vivienda y otras aledañas en esta comunidad, conocida también como El Charquito.

En su vivienda, el agua subió más de un metro y afectó casi todo; sus muebles, sus camas junto con colchones y hasta la ropa.

"Fue subiendo muy rápido y muchas cosas se quedaron; una cocinilla que estaba construyendo también quedó en el agua. Mi caballito también andaba entre el agua", señala.

Ahora que volvió a su vivienda, Don Francisco se encontró con que casi nada quedó y casi nada sirve.Y así regresó a la casa de sus suegros donde están albergados temporalmente.

"Lo que más necesito son colchonetas y cobijas; me dieron nada más colchonetas, pero somos cinco de familia. Ya llevo dos noches durmiendo en el piso y está muy duro", asienta.

"Lo que más necesito son colchonetas y cobijas. Ya llevo dos noches durmiendo en el piso y está muy duro”: Francisco Merino Cervantes, pescador danimificado

PINOTEPA NACIONAL, Oax., septiembre 17 (EL UNIVERSAL).- Los daños a carreteras impiden el tránsito normal de la gente que debe ir a sus trabajos o al médico, por la invasión del Río Verde que inundó un tramo.

"Aquí debería haber un tractor", se queja don Cornelio, quien debe llevar a su hija al médico hasta Pinotepa.

Pero no hay quien les auxilie. Es la misma gente que con sus camiones remolque a vehículos pequeños, aunque algunos quedan varados por descomposturas.

Es el caso del taxi 14-565JS cuyo conductor saca con un bote el agua que se metió por arriesgarse a cruzar. Aunque el auto ya no podrá continuar su camino.

Manuel Maza, director de Protección Civil de Oaxaca, confirmó que no hay más muertes en la entidad por causa de las lluvias.

Ahora el problema es reconstruir las carreteras dañadas y auxiliar a la población que tiene afectaciones en sus hogares.

EL DÍA DE LA INUDACIÓN

11 municipios declarados en desastre natural

49 en estado de emergencia

Casas anegadas

caminos rotos

ayuda casi nula

desgajamientos en caminos

Dueños de tractores hacen su agosto para sacarlos del atolladero.

Río Milpilla se salió de su cauce para volver a donde corría hace 50 años

4 mil 350 damnificados en los límites de Oaxaca y Guerrero

Sin electricidad El Arenal, Banco del Oro, Terreros, colonia Miguel Alemán, El Pitayo, Cuajinicuilapa 

“Qué Peña se dé una vuelta en helicóptero, nosotros también somos importantes”

Rubén Álvarez, damnificado de la comunidad de El Pitayo

“Esto es una zona de desastre”

Militar al mando del Plan D-III de ayuda a la población

Cuentan 50 derrumbes

Abren a duras penas San José del Pacífico-Pochutla

SAN PEDRO POCHUTLA, Oax.- Al menos 50 derrumbes y unos 12 deslaves se encuentran en el tramo San José del Pacífico-Candelaria Loxicha de la carretera federal 175 Ciudad Alemán-Puerto Ángel, a causa de las lluvias por el paso de la tormenta tropical "Manuel" por el Océano Pacífico.

El tráfico a vehículos se abrió apenas ayer en un carril porque la maquinaria pesada aún no termina de retirar un derrumbe de grandes dimensiones presentado en el municipio de San Miguel Suchixtepec.

En esta vía de comunicación, que enlaza a la ciudad de Oaxaca con las regiones de la Sierra Sur y la Costa, solamente se desplazan vehículos particulares y algunas camionetas mixtas de carga y pasaje. Los autobuses y camiones de carga aún no transcurren por los obstáculos presentados durante el trecho.

En algunos lugares, los deslaves por la caída de arroyos de los cerros han originado que la carpeta asfáltica se reduzca a menos de un carril y a quedar casi suspendida por nada en profundos barrancas.

PINOTEPA NACIONAL, Oax.- Si bien la carretera federal 200 Pinotepa Nacional-Puerto Escondido ha sido reabierta, la circulación aún es de riesgo por los daños presentados en un aproche del puente Río Verde II y por el desbordamiento de ese cuerpo de agua sobre la carpeta asfáltica.

En el kilómetro 31, en inmediaciones de La Humedad, Santiago Jamiltepec, el Río Verde —que inundó  cientos de viviendas, enormes extensiones de tierras de cultivo y potreros—, todavía anega casi medio kilómetro e impide el paso de vehículos pequeños.

Algunas vagonetas de pasaje y un Volkswagen Sedan, así como un Nissan Tsuru se quedaron durante el día entre las aguas por fallas mecánicas al mojarse el motor.

Conductores de camionetas, donde trasladan el ganado, han amarrado o encadenado los vehículos varados para arrastrarlas y llevarlos al otro lado.

Turistas que se encontraban visitando los destinos de playa de la región de la Costa, han preferido esperar unos días más porque sus autos compactos tienen el riesgo de quedarse también entre la avenida de agua. 

Relacionado