Jueves, Abril 24, 2014 - 00:50

Tanivet, cárcel de la muerte

A unas horas de haber sido detenido de manera injusta y encarcelado en el reclusorio de Tanivet, Tlacolula falleció el señor Fortino Andrés Morales, quien fuera fundador de la Cooperativa Abasolo, por lo que sus familiares están demandando se proceda contra quienes resulten responsables.

Francisco Javier Andrés García señaló que en la mañana del jueves pasado con su padre Fortino Andrés Morales, ahora occiso, se encontraba en su domicilio particular cuando sujetos desconocidos quienes dijeron ser de Tlacochahuaya pidieron que les facilitara un semental para cruzarlo con una vaca.

Señaló que su papá Fortino Andrés Morales, quien se recuperaba de una operación reciente, les indicó que les prestaría el animal y de esa forma, bajo engaños lo hicieron salir a la calle, en donde a golpes lo subieron a una camioneta y emprendieron la huída.

Precisó que durante todo el día su padre se mantuvo desaparecido por lo que en la tarde decidieron salir a buscarlo sin tener éxito pero hasta al día siguiente lograron establecer que había sido detenido por elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones comisionados en Tlacolula de Matamoros por una orden de aprehensión por abuso de confianza.

Fortino Andrés Morales se encontraba delicado de salud y cada mes, en el hospital central Militar de la capital de la república le practicaban una endoscopía, además requería de una serie de medicamentos.

Pese a lo anterior, Fortino Andrés quedó enclaustrado en el reclusorio de la muerte ya que hasta el sábado por la tarde fue examinado por un médico pero a pesar de que el interno se quejaba de intenso dolor y solicitaba sus medicamentos, no se le proporcionaban.

Un grupo de abogados suplicaba a la secretaria judicial encargada del despacho, Irma Esther Amaro Segura el traslado de Fortino Andrés a un hospital pero se negó a ordenarlo.

Pese a la gravedad del estado de salud del interno, no aparecían el médico del reclusorio ni el director del mismo pero hasta entrada la tarde del sábado al darse cuenta que el señor Fortino comenzaba a sangrar de la boca y de otros conductos decidieron ordenar su traslado a la clínica del seguro Social de Tlacolula pero en el trayecto dejo de existir.

Los hijos del ahora occiso, Fortino Andrés Morales señalaron que su padre era un hombre honrado que creo la cooperativa y no tenía problemas con ninguno de los socios, sin embargo el 15 de junio del año pasado se creó una nueva directiva, entre los se encuentran Sergio Silvino Aquino Gutiérrez, Abelardo Aguilar Cruz, Nayeli Janeth Cruz Palula, Gema Mateo Sánchez, Ángel Sánchez López y otros, quienes le fabricaron un delito de abuso de confianza y lograron encarcelarlo de manera injusta.

Indicaron que sus abogados se encargaran de demostrar su dicho y llegarán hasta las últimas consecuencias para que se castigue a quien o quienes resulten responsables de la muerte de su padre.

por VÍCTOR ZÁRATE